miércoles, 11 de mayo de 2011

Aros de cebolla y dos salsas de P. Auster

 
 
 
 
 
 
 
 
Son las diez de la mañana del primer día del año nuevo, y está sentado en un reservado de Joe Junior's, la casa de comidas en la esquina de la Sexta Avenida con la calle Doce. (...) La cocina, en el mejor de los casos, es normal y corriente, el típico menú barato compuesto por docenas de combinaciones de desayuno, sándwiches de jamón y queso a la plancha, ensaladas de atún, hamburguesas, bocadillos calientes de pavo y anillos de cebolla fritos. Nunca había probado los anillos de cebolla, pero cuenta la leyenda que uno de los antiguos parroquianos, Carlton Rabb, ya fallecido, sentía tal pasión por ellos que incluyó una cláusula en su testamento para estipular que antes de que entregaran su cuerpo al eterno descanso metieran de contrabando en su ataúd una ración de anillos de cebolla de Joe Junior's. (..)

Paul Auster, Sunset Park.
 

 Como en las novelas de Paul Auster una cosa llevó a la otra. Nunca había probado los aros de cebolla y tenía ganas de seguir buscando salsas y aliños así que dos en uno o mas bien tres en uno, los aros de cebolla y dos salsas diferentes. Adictivos como las novelas de Mr. Auster.

Para los aros de cebolla.
- una cebolla grande, de las redondas que son más duras.
- un botellín de cerveza.
- seis cucharadas de harina.
- un puñado de sal.
- 1 huevo

En un bol mezclamos la harina, la sal y el huevo. Batimos con las varillas eléctricas. Añadimos poco a poco la cerveza sin dejar de batir para que no se formen grumos. Cubrimos y dejamos reposar en la nevera. Mientras preparamos los aliños.





          Salsa de atún.

         - 1 lata de atún en oliva
         - 1 aguacate
         - 3 guindillas en vinagre.
         - 1 cucharada de yogourt griego.

           Batimos y dejamos reposar en la nevera.



Salsa de alcaparras.
- 3 cucharadas de mayonesa.
- 2 cucharaditas de alcaparras.
- 1 cucharilla de mostaza.
- jugo de limón.
- 1 ajo.
Batimos y metemos en la nevera.




Pelamos y cortamos la cebolla en rodajas anchas. Separamos los aros y los echamos en el bol de la masa de cerveza.
Freímos en abundante aceite y los dejamos escurrir en un colador sobre un bol.

No soy muy de fritos pero ¡¡entiendo que sean viciosos!!

5 comentarios:

  1. Yo tampoco soy muy de fritos pero ¡hay que ver qué buena pinta tienen estos aros! Voy a probar tu receta. Por cierto, me encanta el nuevo cabecero.

    ResponderEliminar
  2. Gracias! La verdad es que no quedaron nada aceitosos, ¿Será por la cerveza? para darse un capricho de vez en cuando no son una mala idea. Estoy pensando que es una buena cobertura para otras verduras...

    ResponderEliminar
  3. Nunca es tarde para probarlos....
    Yo tampoco soy muy de fritos pero de cuando en cuando suelo prepararlos con tempura y ponerlos como aperitivo...
    Desaparecen rápidamente!

    ResponderEliminar
  4. Añádele a tus recetas el rico toque del Aderezo de mayonesa Hellmann´s Light® que a pesar de ser Light no le quita el delicioso sabor a mayonesa. Hellmann´s® te invita a participar en su dinámica Crea Tu Scrapbook en www.hellmanns.com.mx y gánate un viaje para ti y tres familiares al famoso parque de diversiones en Orlando, Florida. También te invitamos a nuestro sitio de facebook http://www.facebook.com/HellmannsMexico y a nuestro Twitter @HellmannsMx, ahí encontrarás consejos de salud, deportes, recetas y muchas sorpresas. ¡¡Te esperamos!!

    ResponderEliminar
  5. Vaya pinta tienen estos aros de cebolla!!! una vez los hice pero me quedaron blanduchos y aceitosos. Los tuyos son geniales, probaré tu receta, y las salsas..mmm, qué pinta me encantan, también me las apunto!!! es lo típico que empiezas con uno y no puedes parar!!!!

    ResponderEliminar